Los asesinos del emperador de Santiago Posteguillo


Cuando hace unos días os hablaba de mi novela favorita estaba leyendo Los asesinos del emperador de Santiago Posteguillo y ya comenzaba a ser consciente de que la historia del primer emperador Hispano del Imperio Romano podía estar a la altura de las mejores novelas escritas hasta la fecha, tras terminar su lectura no tengo ninguna duda de que Los asesinos del emperador no tienen nada que envidiar a ninguna otra novela y, desde luego, Santiago Posteguillo es probablemente el mejor escritor del genero en la actualidad.

En realidad creo que a nadie que haya leído la trilogía sobre Escipión puede extrañarle que Los asesinos del emperador vayan a ser la novela histórica del año…

y el mejor regalo que puede hacerse estas navidades; Santiago Posteguillo no es un simple escritor de novela histórica, es una artista en la reconstrucción de la historia, logrando conjugar en sus novelas el arte de enganchar al lector desde la primera pagina con la precisión histórica que pocos escritores son capaces de lograr, si a esto le sumamos su brillantez a la hora de construir personajes y la elección de periodos de la historia no demasiado novelados, tenemos como resultado que todas sus novelas son joyas literarias y, merecidamente, superventas.

Aunque pueda parecer lo contrario Los asesinos del emperador no tienen un único protagonista en Trajano, ni siquiera dos como sucedía con Aníbal y Escipión en la anterior trilogía de Santiago Posteguillo, en esta ocasión el escritor va un paso mas allá y construye una historia de fastuosas proporciones con varios protagonistas principales y secundarios, todos y cada uno de ellos caracterizado con gran maestría siendo el mayor exponente la recreación de la personalidad de Domiciano, el emperador que fue volviéndose loco, un personaje que va evolucionando a lo largo de toda la novela siempre en la dirección correcta, sin que el escritor tenga necesidad de encajarlo en la historia, de hecho es la propia historia la que se comprende a través de la mutación de este personaje, algo tan difícil de lograr que solo por ello debería leerse este libro. Especial atención debe prestarse a la gran cantidad de personajes secundarios que serán protagonistas de la novela en muchos momentos sin que la historia pierda ritmo ni ese efecto que solo las grandes novelas provocan en el lector, el estar esperando todo el día el momento de poder continuar con su lectura.

Tengo la impresión que al realizar la reseña de una obra maestra tiendes a contar retazos de tus sensaciones al leer la novela y no a narrar con precisión los puntos más destacables de la misma, vaya por delante que los asesinos del emperador no hablan de un único emperador (valga la redundancia) sino de toda la serie de emperadores de la segunda parte del siglo I después de Cristo, desde Nerón a Trajano, incluyendo los del año 69 d.C. conocido como el año de los cuatro emperadores. En su novela Santiago Posteguillo rellena algunos de los huecos que ha dejado la historia con posibilidades factibles, y lo que es más importante, totalmente creíbles, permitiéndonos comprender como un hispano pudo llegar a emperador de Roma y como un demente pudo estar tantos años al mando del imperio más poderoso del mundo.

Supongo que a las obras maestras no se les buscan defectos aunque pienso que incluir algún pequeño "pero" no hace otra cosa que engrandecerlas, personalmente creo que en la primera parte de la novela Santiago Posteguillo desvela demasiado y que la historia hubiera sorprendido todavía mas reduciendo el capitulo referente a los personajes que trataran de asesinar a un emperador romano.

Doy por hecho que a nadie le quedara ya ninguna duda de que en mi opinión Los asesinos del emperador de Santiago Posteguillo es una obra maestra de la literatura, una novela histórica como pocas se han escrito y sin lugar a dudas la mejor novela que he leído de las publicadas en el 2011, parecía complicado, pero Santiago Posteguillo no solo ha logrado mantener el nivel de sus tres novelas anteriores sino que probablemente ha conseguido superarlo. Una novela y una historia absolutamente recomendable, no os la perdáis, estamos sin lugar a dudas ante la novela histórica del año.

Titulo: Los asesinos del emperador.
Autor: Santiago Posteguillo.
Otros libros del autor: Africanus el hijo del Cónsul, las Legiones Malditas y la traición de Roma.
Valoración: ***** (Obra Maestra)
Leerlo si os gusto: Anibal de Gisbert Haefs y El designio de los Dioses.


Hoteles Ainsa Huesca, Pirineo Aragones